Archivos para

Yo no quiero ser un genio

Miércoles, 31 de mayo de 2012 Vigo, 19:13. Como cada tarde ahora, recojo a Mario, juego con él, luego cena, baño y cama, y después trabajo, trabajo y trabajo. De hecho hoy empieza antes el trabajo. Y trabajo para conseguir trabajo (lo que para mi hoy es trabajo). Leía sobre “destrucción creativa” cuando me encuentro … Sigue leyendo

Aquella niña milagro

Lunes, 21 de mayo de 2012 Vigo, 20:47. De bruces con esta emotiva historia. Esta vez no por casualidad sino por trabajo. La historia de Carolina Rodríguez. Emotiva, fuerte y linda. Dulzura, sensibilidad, fragilidad, inseguridad, “inferioridad” (pronunciada con mucha ironía),…resaltan al principio (para uno mismo) como principales, difuminándose necesariamente más tarde con la profundidad de … Sigue leyendo

Chocolate, cariño y mucha paciencia

Jueves, 17 de mayo de 2012 Vigo, 01:12 según este aparatito desde el que hoy más lento (por dentro y por fuera) escribo. Tuve una vez un novio al que en una ocasión escribí: “Chocolate, paciencia y mucho cariño” en varios postits que coloqué con alegría entre sus cosas, por toda la casa. En la … Sigue leyendo

El deber de vivir

Lunes, 14 de mayo de 2012 11:31, en Vigo. Hoy, con respuestas. “Hemos recibido de la vida una vida, pues vamos a vivirla”. Nos os perdáis ni un minuto de este video. Gracias Carla. Os dejo las principales frases que a mí me “han llegado” hoy, que me valen y me explican. Disfrutad de él, … Sigue leyendo

Y si lo que pasa es que no sabes vivir….

Martes 8 de mayo de 2012. Vigo, 11:30. Pensando después de leerte un rato Lorenita… La vida, cuando la piensas, no se puede reducir. Y si se redujese le pasaría lo que al vinagre, se quedaría concentrada, e inevitablemente cuasi dulce. Se quedaría con cuerpo, espesa, de esa que se hace a fuego lento. Con sustancia. … Sigue leyendo

Se aburren las olas del mar?

Lunes 7 de mayo de 2012. Vigo, 12:30. Cabo Silleiro. Uno de los cabos más bonitos de Galicia. Donde el mar es mar, y el mar y las rocas son de verdad. Ante las vistas del talaso Atlántico no me queda otra que pensar si no se aburren las olas del mar. No se aburren porque … Sigue leyendo